a+ a- print

febrero 22, 2016

El presidente de la SGI, uno de los cuatro Poetas de la Paz galardonados en Dubai

Los Poetas de la Paz galardonados en Dubai
La ceremonia de entrega de premios tuvo lugar sobre una terraza con vistas panorámicas del horizonte de Dubai al atardecer

El presidente de la SGI, Daisaku Ikeda, se encuentra entre los cuatro poetas homenajeados con el Premio Internacional de Poetas de la Paz, celebrado en Dubai el 22 de febrero de 2016. El galardón forma parte del Premio a la Paz Mundial Mohammad Bin Rashid, iniciativa puesta en marcha por Su Alteza el Emir Mohammad Bin Rashid Al Maktoum, vicepresidente y primer ministro de los Emiratos Árabes Unidos. Los otros tres poetas galardonados fueron el periodista y poeta egipcio Farouq Gouida, una figura prominente de la literatura árabe, el poeta de los Emiratos Árabes Unidos, Kholoud Al Mulla, un joven poeta cuyas obras han sido traducidas a numerosos idiomas, y el poeta indio contemporáneo K. Satchidanandan, cuyas obras también han sido traducidas a 19 idiomas. Los poetas distinguidos con el premio fueron reconocidos por sus contribuciones a través de su poesía a la promoción de una cultura de la paz y al diálogo y unión de las personas en solidaridad-, trascendiendo culturas, etnias y religión- para hacer frente a las ideologías extremistas y radicales. El hijo del Sr. Ikeda, Hiromasa Ikeda, viajó a Dubai para asistir a la ceremonia y recibir el premio en nombre de su padre.

El acto de entrega coincidió con el primer Día Internacional de los Poetas de la Paz, al que asistieron 500 personas. Su Excelencia el jeque Nahyan bin Mubarak Al Nahyan, ministro de Cultura y Desarrollo del Conocimiento de los Emiratos Árabes Unidos, presentó los premios. “Reforzamos la idea de que la poesía, y la literatura en general, son un lenguaje universal que juega un importante papel en la difusión del mensaje de la paz en el mundo”, señaló el jeque Nahyan, añadiendo que “la poesía tenía y sigue teniendo un lugar importante en la cultura árabe ayudando a preservar y difundir su historia”.

En el mensaje de aceptación leído por su hijo, el Sr. Ikeda se refirió a Dubai como la capital de los ciudadanos del mundo, y expresó sus esperanzas de que la ciudad se convierta en una estrella de la paz, rebosante de vida, belleza y brillo en la tierra.

Tras haber experimentado de primera mano siendo joven los horrores de la guerra, el Sr. Ikeda dijo “fueron la poesía y el espíritu poético los que me brindaron consuelo y donde encontré el apoyo que me permitió descubrir la esperanza en el futuro”. Desde entonces, su pasión por la poesía lo ha llevado a componer más de 140 mil obras poéticas. Asimismo, expresó su esperanza en que “la humanidad de forma conjunta -forjando vínculos cada vez más amplios, más profundos y más fuertes-, pueda dar voz a través de la poesía a nuestro sentimiento de asombro y alabanza por la vida, a nuestra compartida indignación y rechazo de la violencia, y a nuestra orgullosa celebración de lo que significa ser humano”.

[Adaptado a partir de los artículos publicados en la edición del 18 de marzo de 2016 del World Tribune, SGI-USA, y del 26 de febrero de 2016, del Seikyo Shimbun, Soka Gakkai, Japón]

     
  • top
  •