a+ a- print

julio 16, 2014

La Universidad Normal de Harbin hace entrega del título de profesor honorario

El 16 de julio de 2014, la Universidad Normal de Harbin (UNH), en Heilongjiang, China, concedió el título de profesor honorario al fundador de la Universidad Soka de Japón, Daisaku Ikeda, por sus esfuerzos para promover la paz entre China y Japón a través de intercambios culturales. En el acto, celebrado en el campus de la Universidad Soka, situado en Hachioji, Tokio, el presidente de la Universidad Soka, Yoshihisa Baba, aceptó el reconocimiento de manos del vicepresidente de la UNH, Xu Xiaofeng, en nombre del señor Ikeda. El profesor Guo Hongyan, de la universidad china, también estuvo presente en la ceremonia.

La Universidad Normal de Harbin, con sede en Harbin, fue fundada en 1951 como una universidad que aunara la enseñanza y la investigación. Hoy en día cuenta con veintiséis facultades, dos centros móviles de investigación post-doctoral, así como con programas de intercambio académico y vínculos interuniversitarios con alrededor de setenta universidades e instituciones en más de veinte países y territorios del mundo.

En su intervención, el vicepresidente Xu habló acerca de sus estudios sobre historia antigua de Japón, así como sobre sus investigaciones acerca de la historia del intercambio cultural entre China y Japón. Remarcó que ambos países tienen una larga historia de amistad y compartió su esperanza en la continuidad de esta tradición, haciendo hincapié en la importancia de la educación para el fomento del espíritu de cooperación, enfocado en garantizar la paz y la prosperidad en Asia y en el mundo. Enfatizó que la educación no es meramente una cuestión de incrementar los conocimientos, sino un elemento vital para la formación de nuestro carácter y el cultivo de la humanidad, tal y como ha sido planteado por el presidente Ikeda.

En un mensaje enviado para la ocasión, el presidente Ikeda recordó con cariño su reunión con el ya fallecido primer ministro chino Zhou Enlai hace cuarenta años. El Sr. Ikeda supo del gran valor que el primer ministro Zhou concedía a la UNH, institución que había visitado en numerosas ocasiones hasta el punto de comentar con un amigo que él mismo había llegado a considerar en algún momento convertirse en uno de sus profesores. El presidente Ikeda elogió a la UNH por forjar educadores que abrazan el legado educativo del primer ministro Zhou y expresó su esperanza de que la universidad continúe llevando adelante su tradición de formación humanística y de educar líderes capaces para el futuro.

La Universidad Normal de Harbin hace entrega del título de profesor honorario.
El vicepresidente de la UNH, Sr. Xu, (en primera fila, séptimo por la derecha) hace entrega del certificado de profesor honorario del presidente Ikeda al presidente de la Universidad Soka, Sr. Baba (en primera fila, sexto por la derecha)

[Adaptado a partir de un artículo publicado en la edición del 17 de julio de 2014 en el Seikyo Shimbun, Soka Gakkai, Japón]